El tasador inmobiliario


Conociendo al tasador inmobiliario

Hay aspectos en la vida cotidiana que pasan desapercibidos, y sin embargo, son tan corrientes y comunes que no nos damos cuenta cuán necesarios son. Al igual que vamos varias veces en semana a un supermercado a comprar comida, una vez cada dos meses a una peluquería, varias veces en el año por alguna que otra administración (Ayuntamiento, Seguridad Social, INEM) o varias veces a distintos comercios de compras, ropa, móvil, etc… sólo muy pocas veces pisamos una inmobiliaria, o una Notaría.

Realizar la compra de una vivienda, de una finca, casa o la venta de nuestra propia casa requiere la labor imprescindible de un Tasador Inmobiliario. Realizar el reparto equitativo de los bienes en propiedad después de toda una vida de trabajo y ahorro para la conciliación familiar a la hora de realizar un testamento para determinar la herencia, requiere igualmente de un profesional Tasador Inmobiliario. Igualmente existen otros momentos en la vida en función de la diversidad de las situaciones familiares tales como separaciones de bienes, divorcios, donaciones etc… en los que un Tasador Inmobiliario es el elemento fundamental para arbitrar y conciliar a las partes intervinientes sin necesidad de enfrentamientos o discrepancias improcedentes.

tasador de viviendas

También en algunos momentos hemos sido requeridos por alguna administración para determinar el justiprecio de nuestros terrenos para una futura expropiación u ocupación; o por el contrario, algunos otros afortunados han sido llamados a pertenecer por normativa a una Junta de Compensación debido a un futuro desarrollo de planeamiento urbanístico, en cuyos casos, la labor de un Tasador Inmobiliario se hace imprescindible para defender nuestros derechos y asesorarnos de nuestras obligaciones.

Tal que así, un Tasador Inmobiliario es aquel profesional, que por su cualificación de Arquitecto o Arquitecto Técnico en el caso de inmuebles, que puede resolver y conciliar aquellos aspectos económicos tan necesarios para garantizar nuestro patrimonio. Tal como nos indica la inmobiliaria de Moraguespons (Jávea – Alicante) con más de 10 años experiencia en la compraventa de todo tipo de propiedades, las valoraciones siempre tiene una parte técnica y otra objetiva, y hay que reconocer que en algunos casos el precio que se asigna las viviendas no va en concordancia con con el valor de la venta final de la propiedad, en nuestro caso, la costa alicantina hemos tenido algunos problemas en propiedades y sobre, todo en apartamentos nuevos en venta dentro de la población de Jávea donde los valores asignados finales distaba mucho de la realidad del precio de mercado.

Recordamos que recientemente hemos realizado un artículo de interés sobre el mercado inmobiliario español porque puede ayudarnos a hacer una perspectiva de los valores de mercado.

Así pues, debieran sonarnos de una u otra forma las siguientes definiciones: Perito Tasador- Tasador Inmobiliario- Informe de valoración económica- Perito Judicial- Tasación- Reparto de Herencia- Justiprecio- Valor de Mercado-  Valoración de bienes inmuebles – Valoración de terrenos y fincas: solares, fincas rústicas, suelos urbanizables – Valoraciones contradictorias en transmisiones patrimoniales – Informes de valoración como soporte de actuaciones judiciales – Valoración patrimonial de herencias y repartos equitativos -Valoraciones de derechos urbanísticos, unidades de aprovechamiento urbanístico – Valoraciones de repartos en proyectos de reparcelación y juntas de compensación – Asesoramiento en la valoración de compra-venta de viviendas y fincas”

Por último me gustaría aclarar que aunque son muchos los tecnicismos que conforman la labor de un Tasador, éste no deja de ser un profesional cuya principal función es la de conciliar, defender, garantizar, optimizar, equiparar, asesorar, compensar, valorar, repartir, o en definitiva humanizar aquellos aspectos de nuestra vida que también nos son cotidianos.

Anuncios